“CASITIMO” ENSEÑARÁ A LOS TICOS A EVITAR FRAUDES

Bajo el lema “La plata hay que cuidarla” la Cámara de Bancos, el OIJ y el Ministerio de Seguridad se unieron para enfrentar de una manera conjunta los timos que cada día son más y dejan a las personas sin el dinero que tanto le ha costado ganarse.

Las principales estafas o timos son Llamadas telefónicas y la que se conoce como cuenta destino, que consiste en pasar dinero de una cuenta a otra, y se aprovechan de la buena voluntad de las personas y de la educación, que hace difícil cortar las llamadas telefónicas, porque no están acostumbradas a hacerlo.

Sin embargo, el mensaje es claro: la mejor forma de evitar el fraude o timo es no atender esas llamadas, y en el momento que reciba una llamada en la que se presenten como funcionario de algún banco, debe colgar inmediatamente, ya que los bancos ni privados ni públicos llaman a los usuarios.

“Casitimo” es un personaje que busca darle rostro a quienes están detrás de esas llamadas, esa persona que parece decente pero no lo es, sino que es un delincuente muy hábil que quiere aprovecharse y robarle.

Este es un hombre de apariencia normal, inofensivo, que trata de ganarse la confianza de las personas, pero que en realidad es un estafador que con una serie de herramientas de ingeniería social engaña a la población.

La campaña de las organizaciones se lanza precisamente en la época de mayores movimientos de dineros, dado que se realizan depósitos de aguinaldos, de excedentes y ahorros de asociaciones solidaristas y cooperativas.

Se enfoca en tres mensajes claves: nunca dar las claves pines o números de cuenta o tarjeta a nadie que se las pida por teléfono o mensaje. Nunca hacer caso cuando le pidan que instale un programa o aplicación en celular o computadora. Y nunca hacer caso cuando le soliciten registrar claves, pines, toques o tarjetas en una página o aplicación de una promoción porque es falso.

A través de los diferentes canales de comunicación como redes sociales, pantallas de oficina, correos electrónicos a clientes y cajeros automáticos, las entidades participantes en la Campaña, estarán brindando consejos para prevenir a los ciudadanos sobre los diferentes timos y qué hacer en caso de ser víctima de los delincuentes cibernéticos. El desarrollo de esta iniciativa tendrá una etapa inicial de tres meses, pero busca ir más allá y llegar hasta los centros educativos, para ir preparando a los jóvenes para ser ciudadanos más responsables en el cuidado de sus fondos.

“Con la situación de la pandemia del COVID-19, el tema de las estafas se ha incremento, porque los delincuentes utilizan nuevas modalidades para tratar de engañar a la población. Es por eso, que la Cámara de Bancos promovió un esfuerzo interinstitucional donde queremos alertar y prevenir al público para que no caiga en el engaño, ni brinde información sensible. Queremos recordarle al público que ninguna entidad bancaria o financiera solicita información de datos sensibles como por ejemplo pines, tarjetas o cuentas bancarias”, comentó el presidente de la Junta Directiva de la Cámara de Bancos, Bernardo Alfaro.

De enero 2017 al 31 de octubre 2020, se registraron 13. 250 denuncias de diferentes modalidades relacionadas con la ingeniería social. Por ello, la Cámara de Bancos e Instituciones Financieras, el Banco Central de Costa Rica, el Ministerio de Seguridad, el Ministerio Público y el Organismo de Investigación Judicial, unieron esfuerzos para lanzar una campaña de prevención de fraudes electrónicos.

El objetivo de la Campaña es alertar y prevenir a la población para que no sean víctimas de los delincuentes que utilizan diferentes timos, para engañar y defraudar a las personas y empresas. Asimismo, esta Campaña busca promover una cultura de seguridad de la información y protección de datos personales.

Comentarios de Facebook