HACEN ARTE CON HERRADURAS PARA ENFRENTAR LA PANDEMIA

La joven pareja enamorada del campo y los caballos encontró en el arte con herraduras una forma de generar ingresos para su hogar.

A Sofía Azofeifa y su compañero Jesús Cordero los encontró la pandemia en medio de la construcción de su vivienda, y les dio un fuerte golpe porque Sofía quien es educadora perdió su trabajo y se quedó sin forma de apoyar en la construcción del sueño.

La preocupación la llevó a buscar alternativas para poder continuar generando ingresos, y compartiendo con los caballos de su papá encontró la respuesta: las herraduras, y comenzaron a utilizarlas para elaborar arte rústico.

“Nosotros amamos todo lo rustico y de campo pues crecimos en él, así como amamos los caballos y el ganado. Jesús es graduado del INA en Soldadura entonces comenzamos creando un caballo con herraduras para poner abrigos en nuestra casa y un lugar para poner nuestras botas, los vimos tan lindos y funcionales que pensamos que quizás las personas comprarían en este tiempo objetos útiles”, comentó Sofí.

Aprovechando la experiencia de Jesús en soldadura, y la creatividad de ella, comenzaron a elaborar diseños de diferentes productos con herraduras, comenzaron con colgantes con forma de caballo, ideales para los amantes del arte rústico.

Le siguieron servilleteros, toalleros, zapateras y ahora hasta árboles de navidad todo con herraduras, tanto en rústico como decorados en colores.

“Yo perdí el trabajo por la pandemia, daba clases, y no tenía como ayudar a los gastos de nosotros, y un día se me ocurrió que sería bonito hacer algunas cosas para la casa con herraduras, y un señor las vio y nos encargó, y así comenzaron a llegar los pedidos”, comento Sofí

Aprovechan las herraduras usadas de los caballos, les realizan eso sí un proceso de limpieza y se les aplica un anticorrosivo, antes de trabajarlas, luego se pintan según el gusto del cliente, sea rústico o de algún otro color.

“Las herraduras quedan casi enteras, también algunos amigos nos dan herraduras y tenemos bastantes para ir trabajando. También hay personas que quieren los trabajos con herraduras nueva se puede hacer, no hay problema, y algunos que traen las herraduras porque tienen algún significado para ellos, igual trabajamos con esas”, explicó Jesús.

Su pequeño taller está vigilado por los tres caballos del padre de Sofí, quienes los acompañan mientras comparten el sueño de su emprendimiento.

Es él quien realiza la preparación de las herraduras, y se encarga de la soldadura de los trabajos, en su tiempo libre, ya que él sí mantiene su trabajo y es con lo que se sostiene la pareja, en tanto Sofí, se encarga de crear diseños, buscar ideas, y la comercialización, para lo cual crearon la página de Facebook, Artes en Herraduras y Más.

“Nosotros cobramos cómodo por los trabajos porque sabemos que la situación está difícil para todos, consideramos al cliente y le cuidamos el producto, incluso tratamos de hacer las entregas personalmente, porque si se envía se puede maltratar en el camino, además, como son muy pesados el sistema de envío es más caro, procuramos ponernos de acuerdo con el cliente y buscar un punto que le quede bien para llegar”, explicó Sofi.

Si usted es amante del arte rústico y desea conocer los trabajos de esta joven pareja puede contactarlos a los teléfonos 8633-8109 o 8335-0142, al correo soldadurajs2020@gmail.com. Su pequeño taller se ubica en Santo Domingo, y ofrecen desde servilleteros hasta árboles de navidad.

Los precios dependen del tamaño del artículo, pero van desde los dos mil colones en adelante, el colgante de Caballos para colocar abrigos u otros, lo ofrecen en diez mil colones, y un mueble par botas en ocho mil.

Jesús es graduado del INA en soldadura y además de sus trabajos artesanales también ofrece sus servicios para hacer verjas u otras reparaciones.
Comentarios de Facebook