ICE PIDE A LA ARESEP RECONOCER GASTOS O SE ARRIESGA SU FUTURO FINANCIERO

Con el fin de concretar una rebaja equilibrada que beneficie a sus clientes y que permita la prestación del servicio eléctrico y el cumplimiento de sus compromisos, el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) solicitó a la ARESEP el reconocimiento de ₡118.000 millones en gastos de operación y mantenimiento correspondientes a la liquidación de 2018 y la proyección para 2021.

La petición forma parte de la información adicional que fue entregada este lunes 7 de diciembre como parte del proceso de fijación tarifaria de oficio que inició la ARESEP, y tras un estudio detallado de la propuesta anunciada por el Regulador el 6 de noviembre.

El ICE reiteró que respalda la necesidad de contar con tarifas que promuevan la reactivación económica. Por ello, ha venido trabajando en acciones para mejorar sus finanzas, como la optimización de procesos operativos, la venta de activos no estratégicos, la renegociación de deuda, la promoción del teletrabajo, la digitalización de trámites, la optimización de espacios institucionales, las movilidades voluntarias de personal y la renegociación de contratos de alquiler.

Con la entrega de la información adicional, el Instituto advirtió que no reconocer sus gastos de operación y mantenimiento pondría en riesgo su futuro financiero y la adecuada prestación del servicio.

“El Instituto tiene un compromiso con una rebaja que sea sostenible en el tiempo. Hemos trabajado para proporcionar tarifas más competitivas, y muestra de ello son los ahorros institucionales generados y los procesos de eficiencia interna que hemos ejecutado en los últimos años”, manifestó Hazel Cepeda, gerente general del ICE.

Agregó que “la reducción de las tarifas es un proceso que se debe ejecutar con sustento y precisión, para que el resultado sea equilibrado. Por eso, solicitamos que se consideren los gastos que tenemos a nivel de operación, mantenimiento y otros rubros, así como el verdadero costo de financiamiento del ICE, que se han justificado y respaldado debidamente ante el Regulador”.

Entre los gastos no reconocidos en la propuesta inicial de ARESEP destacan la depreciación de la Hidroeléctrica Reventazón, la operación y el mantenimiento de la Hidroeléctrica Cariblanco y rubros asociados a activos productivos como servicios contratados y mantenimiento de edificios.

Comentarios de Facebook