IMPERIAL Y AGUA CRISTAL TIENEN UN AÑO CON ETIQUETAS AMBIENTALES

Bajo la campaña “Una sola tierra”, este 2022 se conmemora el 50 aniversario del Día Mundial del Medio Ambiente dirigido por el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) y, a su vez, las primeras etiquetas ambientales tipo III en Costa Rica cumplen un año. Agua Cristal y la Cerveza Imperial fueron los productos pioneros en implementarlas con la guía del MINAE.

El Día Mundial del Ambiente busca concienciar sobre la emergencia en la que se encuentra nuestro planeta, además de animar y fomentar la celebración, protección y restauración de este, a través de diversas actividades. Según la Organización de las Naciones Unidas, estamos utilizando el equivalente a 1,6 planetas Tierra para mantener el estilo de vida actual y los ecosistemas ya no pueden satisfacer tantas demandas.

Entre los esfuerzos a nivel nacional para contribuir con la sostenibilidad, el Ministerio de Ambiente y Energía (MINAE), por medio de la Dirección de la Gestión de la Calidad Ambiental (DIGECA), gracias a una alianza público-privada con el Instituto de Normas Técnicas de Costa Rica (INTECO) -en su rol de Ente Nacional de Normalización- y la empresa Florida Ice & Farm Co. (FIFCO), presentaron en junio de 2021 las primeras etiquetas ambientales tipo III en Costa Rica, que incluyen las Declaraciones Ambientales de Producto (DAP).

Las etiquetas ambientales tipo III son una representación, en forma de símbolos, que se otorgan a aquellos productos cuya fabricación y reciclado producen un menor impacto sobre el ambiente debido a que cumplen con una serie de criterios adecuados para la sostenibilidad, basados en el análisis de ciclo de vida del producto.

El primer producto del mercado costarricense y latinoamericano con un etiquetado ambiental tipo III fue Agua Cristal durante el 2021 y, a inicios de 2022, se sumó la marca Imperial. Esta última también se convirtió en la primera cerveza agua positiva del mundo al compensar un 20% adicional al consumo de agua derivado de su fabricación. Este sello ambiental le permite a FIFCO rendir cuentas sobre años de esfuerzos en la disminución de emisiones de carbono, reducción del consumo de agua en el proceso productivo y recuperación de los envases puestos en el mercado tanto para agua Cristal como para la cerveza Imperial.

En 2021, el etiquetado ambiental fue conseguido gracias a la implementación de un modelo de economía circular que incluyó el rediseño de los envases con hasta 20% menos plástico en botellas hechas a base de materiales 100% reciclados.

Comentarios de Facebook