MANOS SE UNEN PARA REHABILITAR CLÍNICA DE PUERTO VIEJO

El nivel del agua subió de tal manera que la limpieza de la clínica requirió esfuerzos extra.

En la sede del área de salud de Puerto Viejo en Sarapiquí buscan que todo esté limpio, ordenado y en su lugar para continuar con la prestación de los servicios de salud. Pero para llegar a este punto se ha requerido de mucho trabajo, dedicación y esfuerzo; tanto del personal de salud como de otras instituciones hermanas como Bomberos de Costa Rica, Municipalidad de Sarapiquí y personal de Artelec.

Hombres y mujeres de todos los servicios, y de toda la comunidad, se unieron para limpiar, acomodar y acondicionar los puestos de trabajo. La limpieza incluye:  equipos médicos, mobiliario de oficina, paredes, ventanas, hasta cielo raso y áreas verdes.

Los funcionarios de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) no escatiman en tiempo. Ellos hicieron a un lado el sábado, el domingo y el feriado del lunes para quitar el barro, el lodo y manchas que dejó la inundación la semana pasada.

“Han sido días muy tristes, desolados y de gran impacto emocional, pero nuestra fuerza de voluntad puede más y estanos demostrando que tenemos la capacidad de levantarnos, ponernos de pie y servir, a las personas usuarias, con más sensibilidad, compromiso y mística. Ya casi todo está limpio, falta menos. Esperamos la revisión técnica de los expertos para abrir las puertas y seguir atendiendo a nuestra gente” expresó el doctor Oscar Montero Jiménez, director médico.

“Causa impacto saber que los puestos de recepción, que no tenían 3 meses de adquiridos, ahora son basura porque el agua los dañó. Actualmente los trabajos de limpieza siguen minuciosamente con la esperanza de rescatar algunos equipos informáticos y médicos” dijo Xiomara León Eduarte, directora Administrativa Financiera del área de salud Puerto Viejo.

“Hasta este 28 de julio no se ha podido ingresar a las zonas de Cureña y Gaspar porque se encuentran rodeadas de las aguas desbordadas del río Sarapiquí en la desembocadura al río San Juan. En el caso de los ebáis de Zapote y Las Marías están cerrados porque no hay acceso terrestre” mencionó el doctor Montero.

Para atender a la población, que demanda servicios de Urgencias, se habilitaron tres sedes de ebáis: La virgen, El Roble con horario de 7:00 a.m. a 4:00 p.m. y La Guaria con servicios de Urgencias las 24 horas del día los 7 días de la semana.

Los servicios de apoyo como Laboratorio, Odontología, Nutrición, Trabajo Social y Radiología están suspendidos hasta nuevo aviso. En el caso de la Farmacia se trabaja sin sistema de recetas electrónicas por lo que se habilitó el sistema manual.

En el área de salud Horquetas solo sufrió afectación en las sedes de ebáis Finca 4 y El Tigre, por eso dispuso ayuda y acompañamiento al área de salud Puerto Viejo que es la más afectada.

Comentarios de Facebook