MÁS DE 138 MIL PERSONAS YA TIENEN AGUA POTABLE

Desde que inició la emergencia por lluvias en algunos sectores del país, los equipos técnicos y operativos del Instituto Costarricense de Acueductos y Alcantarillados (AyA) realizan labores para rehabilitar los sistemas de abastecimiento de agua potable y saneamiento, así como repartir agua en camiones cisterna a la población afectada.

Ya se recuperó el abastecimiento de agua por medio de sistemas intradomiciliares para más de 138 mil personas, principalmente en las zonas de Limón, Cartago y Alajuela. Además, se trabaja para restablecer el servicio a 32 mil personas, usuarias en su mayoría de acueductos comunales.

“Desde los primeros reportes de afectación a finales de la semana pasada se activó el protocolo de emergencia interna y pusimos a nuestros equipos técnicos y operativos a evaluar los daños y realizar la logística de transporte materiales y maquinaria. La situación más crítica se presentó en Sixaola y Los Chiles, donde las tuberías existentes quedaron totalmente colapsadas, es estos últimos 3 días se ha trabajado en la instalación de nuevas tuberías que llevarán el agua a los sectores que tienen faltante de líquido”, detalló Tomás Martínez, presidente ejecutivo de AyA.

La institución cuenta con los equipos humanos y de transporte para incorporar el apoyo a la atención de la emergencia según sea necesario.

Trabajos de restablecimiento en todo el país

En el Área Metropolitana 42 mil personas ya cuentan con el servicio de agua potable, gracias al trabajo de los equipos operativos que consiguieron limpiar y restablecer el funcionamiento de plantas potabilizadoras afectadas principalmente por el arrastre de sedimentos como piedras, barro y árboles.

En la zona Norte la oficina de atención de ASADAS de AyA ha coordinado con los Comités Municipales de Emergencias locales y acueductos comunales para el reparto de agua en recipientes a sitios donde el acceso vehicular está cerrado.

Otro de los sectores afectados es San Ramón, en donde la planta potabilizadora no logra procesar el agua y distribuirla a la población debido a la cantidad de sedimentos (barro y material) del río La Paz. En este cantón, el servicio se restablecerá cuando exista una mejoría de las condiciones climatológicas.

Desde el inicio de la emergencia se brindó apoyo de inmediato al sector de Turrialba con dos camiones cisterna. Este lunes hay tres vehículos que se encuentran repartiendo agua en Matina y Siquirres.

En los sectores de Guatuso, San Carlos, Sarapiquí, Desamparados, Limón, Talamanca, Turrialba, Alvarado y Jiménez se reportaron 34 ASADAS con problemas en sus acueductos. Hoy 9 de ellas ya lograron resolver la situación y se encuentran brindando el servicio a la población, aún faltan 25 acueductos que están trabajando en la recuperación de su sistema, equivalente a una población de 23.600 personas.

La rápida acción y coordinación se debe a la capacitación que muchas de estas organizaciones recibieron por parte de la Institución y el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) mediante del proyecto de Fortalecimiento de Asadas para enfrentar riesgos del cambio climático en la zona norte y Chorotega de Costa Rica, que superó un aporte de $5 millones.

Comentarios de Facebook