MUJERES EN CARRERAS STEM SE ABREN PASO EN UN MUNDO DE OPORTUNIDADES

Silvia Arias, actualmente se desempeña como Project Manager en Philips, líder mundial en tecnologías de la salud y desarrollo de dispositivos médicos

En un mundo donde los avances científicos y tecnológicos impactan cada vez más la
vida de las personas, las mujeres tienen una importante participación en carreras relacionadas con STEM (Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas, por sus siglas en inglés) en empresas de dispositivos médicos y tecnología, ubicadas en Coyol Free Zone en Costa Rica.
Este es el caso de Silvia Arias, quien actualmente se desempeña como Project Manager en Philips, líder mundial en tecnologías de la salud y desarrollo de dispositivos médicos como máscaras para tratar la apnea del sueño, cables guía y catéteres para procedimientos cardiovasculares, sensores de oxigenación y ventilación para el monitoreo hospitalario.
En su cargo, forma parte de un equipo de 10 colaboradores en Costa Rica y Estados Unidos que laboran en mejoras de los productos actuales, así como en el desarrollo de nuevas tecnologías e innovación para que sean cada vez más eficientes y con mejor calidad para sus clientes alrededor del mundo.
Arias asegura que en las empresas de zonas francas existen muchas oportunidades de crecimiento.
“En mis 12 años de carrera profesional, he tenido oportunidad de crecer en diversos roles. Empecé como técnica de calidad y luego me desarrollé en áreas como calidad, logística, entre otras. Ahora soy la única costarricense del grupo de Project Management en el área de Investigación y Desarrollo, que tiene un gran impacto a nivel financiero para la empresa”, explicó Arias.
Su pasión por la ingeniería surgió desde niña, cuando su papá la llevaba a actividades de vehículos y le apasionaba cómo realizaban modificaciones de autos. “Soy ingeniera industrial porque quise estudiar algo que me gustara y porque siempre he contado con el apoyo de mi familia”.
Hoy, Silvia combina su carrera profesional con su rol de madre y esposa. Además, asegura que aunque las carreras STEM se caracterizan para ser tradicionalmente ocupadas por hombres, las mujeres pueden aportar en igual medida al desarrollo de la tecnología y la ciencia.
Arias forma parte del 54% del talento humano femenino que laboran en las 33 compañías nacionales e internacionales de la industria que confían en Coyol Free Zone como su sede de operaciones en Costa Rica.
Dentro de estas compañías médicas de alta tecnología destacan 7 que forman parte del 30 top de empresas de Ciencias de la Vida a nivel mundial. Desde este parque se generan 22.000 empleos directos y más de 3.000 indirectos.
Como Silvia, cada vez son más las mujeres que se interesan por las áreas de STEM. De acuerdo con datos del Estado de la Nación (2023), el registro de matrícula de primer ingreso de las carreras STEM en universidades públicas (Universidad de Costa Rica, Universidad Nacional, Instituto Tecnológico de Costa Rica y Universidad Técnica Nacional (UTN) fue de 18 a 14 hombres por cada 10 mujeres en la última década.
El reporte señala que en el 2021 se matricularon 4.521 hombres y 3.294 mujeres. Además, señala que entre el 2000 y el 2020, el total de nuevas mujeres profesionales en Ciencias y Tecnología (CyT) aumentó de 1.000 a cerca de 5.000 mujeres por año, por lo que su participación aumentó del 39,8% a 50,5% del total de graduados en edudación superior.

Comentarios de Facebook