CONSTRUYEN BANQUETAS CON ECOBLOCKS EN ALFA Y OMEGA

El trabajo del equipo ambiental y otros colaboradores de la Parroquia y el sacerdote Guillermo Hidalgo transformó material de desecho en banquetas

El equipo de gestión ambiental de la Parroquia Inmaculada Concepción de Heredia promovió entre los feligreses la elaboración de ecoblocks para contribuir a reducir los desechos y con ellos, se elaboraron las primeras mesas con esos materiales, y mantienen el llamado a la comunidad a continuar reciclando con esta práctica.

“Debemos aprender en los hogares a utilizarlos. Los papeles, los plásticos de los confites, de las frituras, de las pastillas en lugar de botarlos formar botellas comprimidas con un peso adecuado y eso es un block, en lugar de cemento se usa con material reutilizable en obras buenas, es mejor hacer una banqueta o una maceta que tirar esos materiales al río”, comentó el presbítero Guillermo Hidalgo de la Parroquia Inmaculada.

El llamado es a reducir y reutilizar, ser más conscientes del cuidado de la casa común, como  llamó el Papa Francisco al planeta, cambiando la cultura del descarte y el consumismo.

“El equipo ambiental planteó diferentes obras que se han hecho en otros lugares como jardineras, muros y así surgió la idea a nivel de la Parroquia de hacer la banqueta con los ecoblocks, algo que no se había hecho en otras partes, es original y multiuso”, comentó el sacerdote.

La banqueta es una especie de mesa pero a nivel de suelo, de manera que las personas puedan acostarse para descansar, o sentarse para compartir una comida, cuando visiten Alfa y Omega, una finca de la Iglesia donde se pueden realizar retiros espirituales o eventos corporativos.

Cuenta con habitaciones, capilla, cocina, salones para reuniones, zonas verdes y se alquila con tarifas muy accesibles.

“La obra fue muy linda porque aprendimos muchas cosas, trabajamos como equipo y vimos en cuánto a materiales como construirlo corrigiendo algunas cositas. El ecoblock es un elemento muy importante porque a nivel de la sociedad el ser humano es consumista y así que consume bota. Bota plástico, papel, electrodomésticos, celulares… somos depredadores de la naturaleza en ese sentido, y hay que trabajar en común en cuidar la casa para hoy y para las generaciones futuras”, detalló el sacerdote.

El padre Guillermo invitó a las personas a continuar haciendo ecoblocks para aprovecharlos en sus casas.

Los ecoblocks que las personas llevaron a la Parroquia se empiezan a convertir en obras.
Comentarios de Facebook